Retomando las buenas costumbres

El año pasado, entre tantas cosas que ocurrieron, decidí ponerle fin a la vida sedentaria y además de un régimen alimenticio vigilado por un médico, que me llevó a perder 10 kg de peso, finalmente hice ejercicios por primera vez. Empecé con un programa de ejercicios en casa, que combinaba cardio, fuerza y abdominales, diseñado por la entrenadora Jillian Michaels. El programa duraba 30 días, así que por ese mismo tiempo me machaqué durante 27 minutos diarios y vi resultados. También comencé a caminar ocasionalmente.

.

.

Entonces vino la buena noticia, estaba embarazada. Así que pasé a hacer solo caminatas de menos impacto, para seguir con algo de ejercicio, pero sin exagerar el asunto.

4 meses después del nacimiento de Diana, aquí estoy… retomando la buena costumbre de salir a caminar. Entre 30 minutos y 1 hora completa para mi solita, sin pensar en nada, para hacer higiene mental mientras quemo algunas calorías (si, si, esas malvadísimas que se meten en tu armario y te encogen la ropa, como dice el chiste). Y me siento fenomenal por estar haciendo algo positivo por mi salud.

Durante el embarazo no subí tanto de peso. Después de nacer Diana, a las semanas ya pesaba lo mismo que antes de quedar en estado, pero una vez que dejé de darle pecho… pfff, gané pesó otra vez. No ayuda esto de salir a dar una vuelta con la niña en el cochecito y volver a la casa con una cajita de Manolitos (unos mini-crossaints bañados en chocolate, espectaculares, que venden aquí en Colmenar Viejo). Menos me ayuda tener aun en casa restos de los dulces que se compraron para la estadía de mi suegra, que es bastante dulcera y quién soy yo para negarme una taza de té con galletitas a media mañana, después de la comida o como merienda a media tarde????.

Así que mi intención es perder ese peso “extra” y regresar al punto donde me quedé al momento de salir en estado, para continuar hacia mi meta. Y seguir con las caminatas de 4-5 km, hasta tonificar bien y ver si puedo dar el siguiente paso, que es realmente lo que me impulsó a querer cambiar mi estilo de vida en 2013: intentar empezar a correr, si mis tobillos y rodillas me lo permiten. ¿Quién sabe?. A lo mejor hacia finales de 2015 ya pueda inscribirme en mi primera carrera.

RSS 2.0 | Trackback | Comment

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>